La Ozonoterapia

miércoles, 20 de agosto de 2008

Uno de los métodos más efectivos -y también menos conocidos- para combatir la celulitis es la Ozonoterapia o aplicación de ozono algo que se hace mediante pequeñas infiltraciones de este gas bajo la piel. El ozono -mezclado con oxígeno- oxigena los tejidos y mejora la microcirculación de los capilares gracias a su acción sobre la hemoglobina y los glóbulos rojos. Paralelamente rompe el doble enlace de los ácidos grasos insaturados que son hidrófobos (enemigos del agua) y los convierte en hidrófilos (amigos del agua) con lo que al adquirir el carácter de solubles se facilita su eliminación. Asimismo disminuye el nivel de ácido úrico. Y todo ello sin olvidar que el ozono tiene propiedades antiinflamatorias, bactericidas y analgésicas. Vienen a inyectarse entre 200 y 250 cm3 por sesión, cantidad que se reparte en pequeñas dosis en la zona a tratar. Y suelen bastar de 10 a 15 sesiones de diez minutos que se aplican una o dos veces por semana para notar la mejoría. Su aplicación no es dolorosa ya que la profundidad de la inyección es de apenas 3 milímetros. Una vez inyectado el ozono sólo hay que dar un ligero masaje para esparcirlo bien. Hasta la fecha se desconocen efectos indeseados de este tratamiento tales como reacciones alérgicas o pigmentaciones adicionales que sí pueden aparecer -aunque muy raramente- con la Mesoterapia. Los pinchazos son menores y las agujas usadas más finas. Los resultados mejoran cuando se combina con drenaje linfático y una dieta adecuada.

    BELLEZA - ACNÈ - CELULITIS - CABELLO

    EN ESTE BLOG ENCONTRARAS TODO LO QUE NECESITAS SABER PARA ESTAR BELLA